El cactus está siendo considerado como el alimento del futuro

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) el cactus podría tener un papel fundamental en el sustento de numerosas zonas del mundo dentro de algunos años.

Voceros de esta entidad y expertos en materia de alimentación consideran que el cactus (nopal, tuna o higuera de pala como se le conoce en diversas latitudes) adquirirá una considerable importancia al ser integrado en la nutrición de miles de personas y será usado también para la alimentación del ganado en lugares con terrenos áridos.

También aseguraron que esta planta, perteneciente al orden de las cactáceas brinda muchos beneficios para los agricultores al ser usada como alimento además de que es una gran fuente de agua la cual se mantiene concentrada en su interior durante mucho tiempo lo cual puede favorecer el sustento de la población local y el ganado.

No obstante, hay que tomar en cuenta que muchas de las especies de cactus que existen no son aptas para el consumo.  Las que pertenecen al género Opuntia tienen propiedades cuyos beneficios pueden ser aprovechables a diferencia del cactus que crece de manera silvestre. Uno de los ejemplos tomados en cuenta para determinar la importancia de esta planta fue el caso de extrema sequía experimentado en Madagascar en el 2015 donde el cactus sirvió de apoyo para enfrentar los efectos de este fenómeno natural.

Con respecto a la especie Opuntia esta se encuentra presente en 26 países más allá del hábitat natural donde generalmente se desarrolla siendo cultivadas en granjas no muy grandes y cosechándose en más de 3 millones de hectáreas.

En otras latitudes como Brasil se destinaron más de 500 mil hectáreas al cultivo del cactus con el propósito de usarlas posteriormente como forraje.

También se registran cultivos en granjas en África del Norte, en zonas de la región de Tigray en Etiopía con 180 mil hectáreas enfocadas en el cultivo de cactus.

Posee una gran resistencia haciendo que se convierta en un alimento con muchas potencialidades con efectos favorables si se promueve su implantación en los sistemas agrícolas y ganaderos.

A fin de dar a conocer los métodos para manejar eficazmente el cactus, la FAO y el Centro Internacional de Investigación Agrícola en las Zonas Secas (ICARDA en inglés) han diseñado un folleto denominado “Ecología, cultivo y usos del cactus” el cual incluye información reciente acerca de los principios genéticos de la planta, características físicas, condición que debe presentar la superficie donde sea cultivada, así como de las plagas que pueden atacar.

Posibilidades gastronómicas del cactus

En dicha publicación también se exponen consejos acerca de cómo sacar provecho del cactus aplicándolo en la cocina para la preparación de ciertos platos. En Sicilia, por ejemplo, ya se ha convertido en un elemento arraigado dentro de su gastronomía.

Los constantes cambios generados en el medio ambiente producto del calentamiento global y el aumento de las sequías son motivos para dotar al cactus de la importancia suficiente para tomar en cuenta seriamente su cultivo en muchas zonas alrededor del mundo.

Esta práctica ha estado tomando auge lentamente en respuesta a la necesidad de plantas que hagan frente a los duros efectos que la sequía genera en la degradación de los suelos y las altas temperaturas.

Uno de los países que ostenta el título como el mayor consumidor de esta planta es México donde su consumo anual per cápita es de alrededor de 6,4 kilogramos por persona.

Por otra parte, además de servir como fuente de alimento el cactus posee su propio almacén de agua con la capacidad para generar hasta 180 toneladas por hectárea suficiente para sustentar 5 vacas adultas lo que representa un aumento significativo en la productividad de los pastizales.

En épocas de sequía esto repercute de manera favorable en la tasa de supervivencia del ganado en granjas que posean plantaciones de cactus.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *